¿Porqué se produce el mal olor en los pies?

La transpiración excesiva o Hiperhidrósis, termina por producir un olor fétido característico. La presencia del ácido isobutírico e isovalérico determinan el característico olor a transpiración y la especie Brevibacterium que coloniza nuestra piel produce el gas metanetiol que origina el mal olor.
Consejo: Una adecuada higiene de los pies implica un buen secado de los espacios interfalángicos como también el uso de medias o calcetines de algodón que es doblemente absorbentes, fungistáticas y bacteriostáticas. Hay que cambiarse los zapatos a la mitad del día al igual que las calcetas o medias. Ventilar los pies adecuadamente y el lavado diario de los pies con jabones neutros y evitar el uso de calzados y medias sintéticas que inducen al desarrollo de lesiones por dermatitis de contacto. El uso de polvos Astringentes puede ser una alternativa a usar. Si el mal olor persiste deberá consultar con el especialista.

Durante el año presento problemas a la uña del dedo mayor (gordo), y en muchas oportunidades se me infecta. Me aconsejaron operarme y extirparme la uña por completo. ¿Qué debo hacer?

No debemos olvidar que las uñas representan un elemento vital para los dedos de los pies y manos. Extirpar una uña sin considerar la causa efecto a posterior para la relación onicodactilar (uña-dedo), resulta arriesgado. Si la uña se encuentra en un proceso infeccioso e injuriante (encarnada), se tratará con antibioterapia y en lo posible tratar la causa directa mediante una onicectomía parcial o bilateral pero siempre procurando mantener una uña residual que permita mantener los espacios naturales de la uña en el dedo. Actualmente la podología ofrece una alternativa variada en tratamiento para tratar y corregir estas alteraciones recurrentes.

En verano me aparecen unas pequeñas vesículas llena de liquido en la planta del pie que luego se rompen y se secan. ¿Porqué ocurre y que debo hacer?

Esta alteración se denomina Dishidrósis, y no está asociada a una alteración de las glándulas sudoríparas. Se trataría de una forma de eccema inducida por tensión o ansiedad. En algunas personas presenta prurito (comezon, escozor, etc.), El contenido seroso de la vesícula no está infectado y los estudios histológicos no presentan una vesícula por retención de liquido. Los tratamientos están orientados a disminuir la cafeína y las bebidas colas y una adecuada higiene mental.
Consejo: No reventar las vesículas y mantener una limpieza adecuada de las vesículas si éstas se revientan con una solución antiséptica como los derivados del yodo (betadine, povidona, etc.)

Este último tiempo he presentado grietas en los talones y me duelen, ¿qué puedo hacer para eliminarlas?

Hay que entender que existen algunos factores predisponentes que influyen sobre la aparición de las grietas en los talones. Estos factores como: La obesidad, alteraciones en la estructura del talón (calcáneo valgo etc., la hiperqueratósis (callosidades), la Neuropatía Autonómica, el uso de zapatos sin contrafuerte, la falta de hidratación y cuidado de la piel.

Consejo: El cuidado e hidratación de la piel es importante, asi como la aplicación de cremas exfoliantes y limpiar las callosidades. Si puedes consultar con un podólogo, que sería lo más adecuado, te ayudará a manejar de mejor manera tu problema. Hay que buscar la causa si estas grietas persisten, la solución puede ser más fácil si se realiza por un profesional adecuado.

Se me producen heridas entre los dedos y ahora se me a desarrollado una callosidad entre el dedo pequeño y el cuarto dedo. ¿Qué debo hacer?

Las afecciones de los espacios interdigitales (entre los dedos), pueden estar asociada a una maceración del tejido, con presencia de descamación leve asintomática. Esto puede estar acompañado de mal olor y la presencia de dermatofitos (hongos) no sería extraño por las características de la zona. No hay que olvidar que la maceración sostenida entre los dedos multiplica la flora microbiana de dermatofitos el cual produce antibióticos para suprimir la flora bacteriana susceptible competidora y permitir el dominio de la población resistente a los antibióticos.
La aparición de una callosidad entre el dedo puede estar determinada por la fricción que se origina entre estos dos dedos acompañado de la humedad persistente. Hay que considerar una exoptosis de la falange si persiste la lesión aun tratando la maceración y la callosidad.
Consejo: Visitar lo más pronto al podólogo, mientras tanto te aconsejo mantener seca la zona entre los dedos, limpiar con gasa estéril aplicar un desinfectante astringente como la povidona yodada y no aplicarse quitacallos. Evita la fricción entre los dedos colocando una gasa limpia y cambiándola dos veces por día.

Me ha salido una lesión en la planta del pie y he intentado eliminarla raspándomela y aveces me sangra cuando llego más profundamente, es como una callosidad, me duele algunas veces sobretodo cuando camino descalzo, ¿qué hacer?

Lo importante es determinar si esta lesión es una Callosidad o una Verruga plantar ya que ésta puede estar escondida debajo de una callosidad formando un tejido hiperqueratósico a su alrededor. Normalmente sangran al cortarlas y de ser así hay que tratarlas mediante extirpación de la misma (nitrógeno líquido, electrocauterización, etc.) Si el papiloma o verruga se ubica en una zona de presión es aconsejable descargar con una plantilla ortopédica. La incidencia de la verruga a aumentado en los últimos años. Las verrugas son raras en niños menores de 5 años, es más alta en la pubertad y adolescencia y disminuye después, pero pueden aparecer a cualquier edad.
Consejo: Evitar usar zapatos de otras personas que presente problemas de verrugas plantaren por el contagio. No manipules la zona por el riesgo de la autoinoculación, consulta con el especialista. Usar sandalias en baños públicos.

¿Porque el diabético presenta problemas a sus pies?

La Diabetes es una enfermedad crónica, es decir para toda la vida, en la cual existen componentes metabólicos, vasculares y neuropáticos interrelacionados entre sí. Con los años y un mal control de la diabetes se originan alteraciones en la circulación sanguínea, falta o ausencia de sensibilidad en las extremidades inferiores, heridas que cicatrizan con dificultad, problemas en el control de los niveles de azúcar en la sangre(glicemia) terminan por mermar la capacidad de respuesta del pie y sus componentes ante las infecciones, estímulos, etc.
Por tal motivo es necesario ser disciplinado y comprender los factores de riesgos que implica un descontrol de la glicemia. Las medidas de higiene del pie son vitales y el autocontrol de posibles heridas evitara lamentaciones a futuro, evitar exposiciones a fuentes de calor, evitar andar descalzo y usar siempre calzado amplio y de materiales naturales. La consulta al podólogo es importante en forma periódica.

¿Qué parte de nuestros pies son los más afectados cuando hay dolor?

Los trastornos dolorosos del pie en el adulto tienen su origen en el tejido blando: músculos, ligamentos, tendones, nervios y vasos sanguíneos. Las causas de tipo articulares, óseas, traumáticas, neoplásicas originarán síntomas tempranos por lo general provenientes de cambios en los tejidos blandos.
El dolor de pie siempre tiene su localización en el punto en el cual se origina y rara vez es referido (de localización más proximal).
Los trastornos disfuncionales (distensión), que afectan al pie tendrán efectos mecánicos en los tejidos blandos por lo que es frecuente que surjan deformaciones si éstas persisten.
El pie sin movimiento mantiene su posición gracias a los ligamentos. La actividad muscular en el pie durante la marcha impide que los ligamentos de sostén y los tejidos articulares sean sometidos a distensiones severas o excesivas. Por lo que el dolor en el pie sin movimiento resultaría de alteraciones de tipo mecánico o que los ligamentos estén sometidos a un estrés abrumador. Sea cual fuere el caso, la tensión a que se ven sometidos los tejidos blandos originan inflamación, alargamiento y, finalmente degeneración de los ligamentos y lesión de las articulaciones por lo que los trastornos dolorosos del pie serán permanentes.

¿La Psoriasis puede afectar las uñas de los pies?

Sí efectivamente la psoriasis puede afectar a las uñas de manos y pies en un 50% de ellos y durante su vida un 90% de los casos presentará alguna manifestación en las uñas (ungulares). La formación de pequeñas fositas o hoyuelos en la uña se debe a que los queratinocitos inmaduros no logran adherirse entre sí, se descaman en forma prematura dejando estas pequeñas cavidades y en las fases más crónicas deformando las uñas, onicolisis (desprendimiento de la uña), y acumulaciones subungueales de detritos hiperqueratósicos desmenuzados confundiéndose muchas veces con una onicomicosis (infección de la uña por la acción de un hongo).